Liderazgo de equipo y de talento

Al hablar de liderazgo es frecuente buscar símiles en los deportes de equipo como el fútbol, el rugby o el baloncesto. Sin embargo, hay otros ámbitos, como la naturaleza, en los que, a veces, se encuentra un liderazgo aún más integrador, donde el líder se confunde con la manada (en términos biológicos), haciendo del todo una unidad en la acción. Es el caso de las aves migratorias, que cruzan por estas fechas los cielos de nuestra geografía y que con armonía asombroso a ojos de un humano, consiguen conciliar su vuelo para vencer obstáculos, mejorar su rendimiento y alcanzar finalmente su objetivo.

Por todo ello, al hablar de liderazgo y de equipos, se obvia a menudo que el líder no es sólo un guía y coordinador del grupo, sino el motor capaz de liberar de forma armónica el talento existente en el mismo y aprovecharlo para el objetivo común. Para ello debe saber escuchar, conocer a las personas: primero para saber comunicarse con ellas y hacerles comprender cuál es el fin perseguido y cómo alcanzarlo juntos; pero también para saber qué papel podrá representar cada uno y quién tiene las habilidades necesarias para hacerlo.

Desde el ejemplo deberá mostrar al equipo que es necesaria la cooperación y la solidaridad, frente al sálvese quien pueda, el egoísmo o aún peor, el egocentrismo… de esta manera, y sólo de esta manera, el líder podrá integrar e integrarse, compartirse para recibir y poder devolver a cada uno y al conjunto su merecida recompensa.

Cuando se cumplen estas premisas y se cuenta con el talento necesario, contemplar el trabajo de un equipo da paso, no sólo a los resultados, sino al reconocimiento y a la admiración. Es difícil encontrar, en nuestro orden social y económico, conjuntos armónicos de este nivel pero si no tratamos de formarlos nunca sabremos si somos capaces de lograrlo.

Mientras tanto, podemos seguir aprendiendo con la vista puesta en el cielo…
 


1 comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *